Mozambique: 1996-2000

Como ya se ha indicado, ISF Asturias ha colaborado a lo largo de los años en tres países subsaharianos. Comenzamos esta serie con el primero de ellos, Mozambique, donde estuvimos desde 1996 (pocos años después de que creáramos la asociación) hasta principios del nuevo siglo.

Nuestra actividad se centró en Niassa, una región rural muy pobre al norte del país,  asolada por una guerra civil que había finalizado en 1992. Bajo la denominación Apoyo al movimiento asociativo local y promoción de microempresas en la región de Niassa, Mozambique, acabaríamos trabajando con la Asociación para el Progreso Agrario de Niassa (PROAGRA), una contraparte muy precaria a la que tratamos de fortalecer con el tiempo. Tras la retirada en 2000 del compañero que había permanecido expatriado en la zona, ISF Asturias mantuvo actividades de acompañamiento hasta 2003.

Al finalizar la ejecución del proyecto, se había apoyado la creación de 60 microempresas y 177 puestos de trabajo. Algunas de estas microempresas presentaban buenos resultados financieros y de gestión como ejemplos a replicar por otras iniciativas de la zona. En la contraparte PROAGRA había personal local capacitado para gestionar el programa de promoción. Y ese programa sirvió para generar conciencia sobre el crédito en Niassa como base de proyectos más ambiciosos.

No obstante, se observaban errores como haber aterrizado en la zona sin haber hecho un estudio de identificación serio, haber intentado abarcar más de lo que podíamos en una región demasiado amplia y mal comunicada, o no haber previsto de antemano barreras culturales relacionadas con la falta de cultura de crédito entre la población local. El aprendizaje consiguiente nos dio pistas para el trabajo en los países donde iríamos años después.

En el documento adjunto se incluye un informe más detallado. Este informe y los siguientes, dedicados respectivamente a Camerún y Angola, han sido extractados del proyecto fin de carrera “METODOLOGIA PARA LA PROMOCION DEL EMPRENDIMIENTO ASOCIATIVO EN PROGRAMAS DE COOPERACION PARA EL DESARROLLO”, que Yésica Rodríguez Lozano, antigua voluntaria de ISF, defendió en 2016 en la Escuela Politécnica Superior de Ingeniería de Gijón.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *